CONTACTA CON NOSOTROS

La Orden de los Pobres Caballeros de Cristo – Milicia del Temple, es un instituto totalmente nuevo dentro de la Iglesia Católica, aunque inspirado en la antigua Orden.

1º.- No reivindica ninguna sucesión histórico – jurídica con la antigua Orden del Temple abolida en 1314, como lo hacen otras asociaciones autodenominadas “templarias”, que no es otra cosa que una total falsedad.

2º.- No tiene nada que ver con las creencias esotéricas de todas y cada una de estas asociaciones.

3º.- La Santa Sede ha prohibido a la Milicia del Temple tener contactos con este tipo de asociaciones.

Aprobada por la Santa Iglesia Católica, l a Milicia del Temple – Pobres Caballeros de Cristo, se complace en recibir a hombres y mujeres católicos. Por tal motivo, pedimos que cuando se pongan con nosotros en contacto por primera vez, incluyan los siguientes detalles: Su nombre y apellidos, localidad y provincia donde residen, parroquia a la que pertenecen, edad, si conoce a algún caballero o dama personalmente y si no, como se enteró de nosotros. No buscamos en este primer contacto una biografía completa, pero si un pequeño perfil a través del cual comenzar el proceso para tener en consideración su petición de unirse a nosotros.

Nuestra dirección de contacto es: infomilitiatempli@gmail.com

miércoles, 26 de diciembre de 2012

 
SOLEMNIDAD DE SAN JUAN APOSTOL Y EVANGELISTA
 
Fotografía: Interior de la Iglesía Magistral "San Juan de Jerusalén".
 
     Mañana, jueves 27 de diciembre, solemnidad de san Juan Apóstol y Evangelista, Patrono Principal de la Militia Templi y titular de la Iglesia Magistral "San Juan de Jerusalén", en el Castello della Magione de Poggibonsi, a las 18 h, el nuevo sacerdote don Andrea Cappelli celebrará la solemne Santa Misa, tras la cual seguirá la tradicional bendición del vino nuevo en honor del Apóstol.
 
 
     A los fieles católicos que participaren en el sagrado rito o que visitaren la Iglesia de la Magione en este día, el Sumo Pontífice les concede el don de la Indulgencia Plenaria de acuerdo con las condiciones previstas en el Enchiridion de Indulgencias.