CONTACTA CON NOSOTROS

La Orden de los Pobres Caballeros de Cristo – Milicia del Temple, es un instituto totalmente nuevo dentro de la Iglesia Católica, aunque inspirado en la antigua Orden.

1º.- No reivindica ninguna sucesión histórico – jurídica con la antigua Orden del Temple abolida en 1314, como lo hacen otras asociaciones autodenominadas “templarias”, que no es otra cosa que una total falsedad.

2º.- No tiene nada que ver con las creencias esotéricas de todas y cada una de estas asociaciones.

3º.- La Santa Sede ha prohibido a la Milicia del Temple tener contactos con este tipo de asociaciones.

Aprobada por la Santa Iglesia Católica, l a Milicia del Temple – Pobres Caballeros de Cristo, se complace en recibir a hombres y mujeres católicos. Por tal motivo, pedimos que cuando se pongan con nosotros en contacto por primera vez, incluyan los siguientes detalles: Su nombre y apellidos, localidad y provincia donde residen, parroquia a la que pertenecen, edad, si conoce a algún caballero o dama personalmente y si no, como se enteró de nosotros. No buscamos en este primer contacto una biografía completa, pero si un pequeño perfil a través del cual comenzar el proceso para tener en consideración su petición de unirse a nosotros.

Nuestra dirección de contacto es: infomilitiatempli@gmail.com

martes, 1 de abril de 2014

Carta a los Jóvenes de un Hermano de la Milicia.

Hermano Carlos.

A la atención de quien me esté leyendo en este momento.

No me cabe la menor duda de que si te has parado en una página como esta es porque sientes algo fuerte dentro de ti. Hay otras mucho más  coloridas y ligeras en las que solazarte contemplando por milésima vez en el día lo mismo que en la televisión.
Pero no, estas aquí  en una web llena de mantos blancos simbolizando pureza, cruces Rojas simbolizando combate espiritual y en un expositor de Doctrina de la Fe Católica Romana, así que si sigues aquí, es porque tienes fortaleza interior y puedes nadar contracorriente, este vuelve a ser un tiempo de catacumbas simbólicas, en nuestro mundo sabes que se te puede mirar muy mal por ser Católico, y en otros mundos renace el martirio por tener Fe…así que si sigues aquí es posible que estés en tu sitio.
El Papa Juan Pablo II nos hablaba de ti, cuando hace diez años en un discurso en la Plaza de San Pedro decía “hablo a los jóvenes que están por venir, levantaos, el mundo es vuestro.. levantaos…!vamos!”
De verdad que, como amigo al que quizá despida en unos momentos, he de decirte que es muy emocionante ver a una persona de más de 80 años agarrado literalmente a su cruz, doblado corporalmente pidiendo a los jóvenes que se levanten. El, que por edad y enfermedad debía estar echado pidiendo a los jóvenes que se levanten….que se levanten de la cama virtual, que se levanten del aburrimiento existencial, que la vida no es una condena a muerte viendo pasar el tiempo hasta quedarse del todo sin tiempo.
Que poco comercial es pedirle a un joven como tú que tome la cruz. Suena poco sugerente verdad? Aunque sea la tuya…es mejor que Cristo tome la de todos sin ser suya, y que nosotros sigamos echados. Puede ser, es la aptitud de muchos hermanos católicos que permanecen en silencio ante las ofensas de la Fe. Puede ser la tuya también. Pero sigues leyendo así que permíteme que dude.
Te voy a explicar en muy pocas palabras quienes somos la Milicia. Si te interesa oirás muchas más, pero ahora solo dos. O te gustaran o las rechazaras de plano. Allá van: somos cireneos.
Simón de Cirene. Si, el que tomo la Cruz de Jesus cuando caía una y otra vez.. nos queremos dedicar a acompañar a Jesus cuando Ora solo, y cuando todos duermen. Queremos coger la Cruz de la Humanidad para que el descanse, de manera que no solo queremos coger la nuestra, sino además acompañar a Cristo allí donde este mas solo. El cómo tratamos de hacerlo tendrás que descubrirlo si quieres.
Es solo lo que queremos, rara vez lo conseguimos, yo me suelo quedar dormido también como tú. Hasta que otro abuelito como Benedicto XVI vuelve a gritarme…!Salid a los caminos!, o el Papa Francisco me exige: ¡Quiero lio!.

Bien amigo, ya sabes que somos, nosotros no engañamos, esto es lo que te espera si quisieras estar a nuestro lado. La Cruz. La tuya y la de los demás. Así “seduce” la Milicia..advirtiendo…Entenderé que te marches de aquí, pero si tras leer esto hay un asomo de atracción por tan duras palabras, a mí ya no me cabe la duda de que eres uno de nuestros Hermanos. Si es así tienes que levantarte por ti mismo.