CONTACTA CON NOSOTROS

La Orden de los Pobres Caballeros de Cristo – Milicia del Temple, es un instituto totalmente nuevo dentro de la Iglesia Católica, aunque inspirado en la antigua Orden.

1º.- No reivindica ninguna sucesión histórico – jurídica con la antigua Orden del Temple abolida en 1314, como lo hacen otras asociaciones autodenominadas “templarias”, que no es otra cosa que una total falsedad.

2º.- No tiene nada que ver con las creencias esotéricas de todas y cada una de estas asociaciones.

3º.- La Santa Sede ha prohibido a la Milicia del Temple tener contactos con este tipo de asociaciones.

Aprobada por la Santa Iglesia Católica, l a Milicia del Temple – Pobres Caballeros de Cristo, se complace en recibir a hombres y mujeres católicos. Por tal motivo, pedimos que cuando se pongan con nosotros en contacto por primera vez, incluyan los siguientes detalles: Su nombre y apellidos, localidad y provincia donde residen, parroquia a la que pertenecen, edad, si conoce a algún caballero o dama personalmente y si no, como se enteró de nosotros. No buscamos en este primer contacto una biografía completa, pero si un pequeño perfil a través del cual comenzar el proceso para tener en consideración su petición de unirse a nosotros.

Nuestra dirección de contacto es: infomilitiatempli@gmail.com

viernes, 24 de julio de 2015

AUN QUEDAN HÉROES

     Dejamos este artículo de ACIprensa, podría ser uno más sobre la interminable persecución que sufren nuestros hermanos en Irak y Siria pero este va de héroes, va de personas que aun en la desesperación, el agotamiento y la certidumbre de su más que posible muerte, siguen pensando en ayudar al prójimo:

- Más que nunca, hoy en día ser cristiano y católico en Irak es una acto de valentía y testimonio constante. A 15 kilómetros de la frontera con el Estado Islámico, donde están instalados los grupos extremistas del Estado Islámico, en Al Qosh, las casas lucen, a pesar de todo, cruces y pinturas en las paredes que los identifican como católicos, y las personas caminan por la calle llevando medallas y crucifijos.
“Esto los expone constantemente al peligro, pero nadie está dispuesto a renegar de su fe, se sienten tremendamente orgullosos de ser cristianos y lo expresan cada vez que pueden”, explicó a ACI Prensa Magdalena Lira, periodista de Fundación AIS (Ayuda a la Iglesia que Sufre), quien junto a una delegación de chilenos, viajó a Irak en marzo de este año para conocer de primera fuente lo que está aconteciendo y la ayuda que se está brindando de parte de la Iglesia.
“Queríamos saber cómo podíamos ayudarlos a cargar la cruz que llevan en este minuto”, afirmó.
Una de las historias con las que se encontraron fue la de unas religiosas dominicas de un  convento de Qaraqosh, al norte de Irak, quienes debieron arrancar junto a los demás habitantes de la ciudad. Sin embargo, antes de salir definitivamente, se dedicaron a revisar las calles, exponiendo su propia vida, para asegurarse de que nadie más se quedara atrás.
Para ver artículo completo seguir enlace: Artículo Aciprensa